domingo, 15 de junio de 2008

De plantón en casita


Domingo por la mañana, limpiando mi pisito, poniendo orden, esta tarde mi niño se pasará por aquí y quiero que lo encuentre todo bien.

Domingo tarde, cinco y media. Hablando por el movil con Jose.

"¿Qué tal te lo pasaste anoche?"

"Ufff! ¡Genial! ¡Increible!.... Pero como no quieres saber qué hice, pues no te lo digo...."

"Siii.... dime que hiciste, vaaaa!"

" Pues estuve en el concierto de Chenoa en el Auditori..."

"¿En el concierto de Chenoa? (tono de aliviado jeje) Uuuaaaauuu! ¿Fuiste tú solita?"

"Sí, estuvo muy bien, empezó a las nueve y a las once ya estaba fuera, asi que corriendo a coger el tren de vuelta..."

"Aaahhhh..... y luego, a tomar una copa, ¿no?"

"¡Qué va! Llegué a tiempo de ver "Todos a Cien" y luego a la camita..."

"¿Sí? Vaya...." (tono de muy aliviado jajaja)


Pues sí, conciertazo de Chenoa. ¡Cómo se las gasta la niña! ¡Vaya vozarrón tiene en directo! ¡Cómo domina el escenario, cómo se mueve! ¡Que guapa es, que simpática! ¡Que bonitas las animaciones de las pantallas traseras!... Me encantó, me lo pasé pipa. Además me gustó muchísimo el Auditori, está muy bien montado, se distingue el escenario muy bien desde cualquier punto de la sala, yo estuve en uno de los palcos y como podeis ver en la foto, tenía muy buena vista.

Repaso al completo de su último disco "Absurda Cenicienta" y de sus éxitos de estos siete años. Me impactó ver toda esa gente sentadita en sus asientos, pensé que no parecía un concierto español, donde la gente se entrega tanto.... pero estaba equivocada. Tal como atacó la canción "Atrevete" (himno de este blog jeje lo encontrais en la columna de la derecha...), la gente se puso en pie y corrió a rodear el escenario y se pusieron a saltar y estirar los brazos. Los de la organización espereraron una canción más y luego les pidieron amablemente que volvieran a sus sitos, pero esta situación se repitió una y otra vez durante el concierto... Muy divertido.


A todo esto, Jose me llamaba, con el ruido de las motos de fondo, para avisarme de que se les había complicado la cosa con el entrenamiento en Montmeló y que saldría tarde, que se pasaría a verme sobre las ocho más o menos.


Pero llegaron las ocho, y las nueve y las diez y no sabía nada de él.... A las diez y pico recibo otra llamada suya. Que la furgo del equipo se ha roto y que ha tenido que hacer de taxista entre Montmeló y Tarragona llevando gente en varios viajes y que está rebentado, que no se ve capaz de hacer otro viaje para venir a Terrassa y luego volver a su casa.... que lo dejamos para el miercoles, si a mi no me sabe mal. ¡Claro que me sabe mal, pero no quiero tampoco que le vaya a pasar nada en laa carretera por conducir cansado! Así que tendré que esperar media semana más para verle y darle ese abrazo que tantas ganas tenía....

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Siempre nosotras...siempre viviendo en el amor, esperando el amor, cuidando cada detalle por amor...
Me ha encantado leer tu blog
Una abrazo

SUSANA dijo...

tanta preguntita al principio...¿no estaría buscandose ya una excusa de..."pues me enfado y ya no vengo"?